La cueva-cocina-comedor-dormitorio.

Al entrar al patio y después de dos escalones, a mano derecha te encontrabas con la cueva…

En ella degustabamos el exquisito potaje con el que nos invitaba.

La tertulia, después de la caída del sol ,alguna vez,se trasladaba a la cueva… y nunca hasta altas horas, porque teníamos que entrar al “merlo” que tenia un sueño muy ligero.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: